Gonzalo
García
Gómez

La sociedad está cambiando constantemente.

Por consiguiente, las formas de trabajar, crear, proyectar, también. Siempre trato de adaptarme, para hacer mejor aquello que sigue haciéndome soñar, ilusionar y dar sentido a mi vida: viajar. 

A veces, es fácil captar esos cambios sociales.  Pero, en ocasiones, son detalles tan sutiles, que pueden pasar inadvertidos y que pueden convertir un viaje en una experiencia, una vivencia inolvidable, vital.

Utilizo internet, para informar, gestionar y estar en contacto con aquellos que desean acompañarme.

Sigo promoviendo grupos pequeños. Eso me permite hacer programas especiales.

Pero, el trato personal sigue siendo esencial. Por eso, antes de cada actividad seguiré haciendo encuentros personales y, si alguien no puede acudir a la cita, virtuales.

Objetivo: Seguir intentando recuperar el “espíritu viajero”. Viajar no solo para conocer las cosas más destacadas, monumentales, naturales de un destino, sino para descubrir la forma de ser de sus gentes, hábitos, tradiciones, forma de pensar, cultura, gastronomía, como se divierten……. intentando que los viajeros interactúen con los habitantes en los mercados, tiendas, cafeterías, en las visitas organizadas con guías locales….

Y, entre viaje y viaje, volveremos a compartir ratos en salones, bares o restaurantes, como hechos hecho siempre, de vez en cuando, delante de una copa de vino, tratando de provocar ambientes acogedores y divertidos. 

Personas que quieran disfrutar en compañía. 

Porque viajar debe  aportar nuevas perspectivas de las cosas en la vida diaria. No hay lugar en el mundo donde no se pueda aprender algo.

Gonzalo García Gómez

Si algo bueno te pasa, viaja para celebrar. Si algo malo te pasa, viaja para olvidar y si nada te pasa, viaja para que pase.

Enviar via WhatsApp
Ir arriba